domingo, septiembre 09, 2007

Paz mental vs humanismo

La filosofía Jedi se basa principalmente en el altruismo, la falta de egoísmo. La forma principal de alentar esto es no permitir que los jedi o los padawan posean cosas (tanto materiales como sentimentales o espirituales) ya que perder algo o la simple perspectiva de perderlo produce angustia, sufrimiento, y el sufrimiento es el camino al lado oscuro.

A los Jedi se les enseña a amar la vida como un concepto genérico, a evitar amar a alguien o a un grupo en particular; de ésta forma se alcanza la tranquilidad, la paz mental.

En la película "The Final Frontier" de la serie Star Trek (1989, escrito por William Shatner, Harve Bennett y David Loughery) se nos narra la historia del vulcano Sybok que tiene un extraño poder: es capaz de "absorber" los pensamientos y sentimientos de otros. Usa este poder para "liberar" a los otros de sus sufrimientos, de sus recuerdos más dolorosos: él se convierte en un mesías y los seres a los que ha "liberado" se convierten en sus seguidores incondicionales.

Raptan una nave de la Federación para buscar el mítico planeta Shaka-Ri, que Sybok supone la fuente de toda vida y guarida del Ser Supremo.

Obviamente, la Enterprise intercepta a Sybok y sus seguidores para recuperar la nave raptada, pero Sybok empieza a "liberar" a los tripulantes de la Enterprise y a convertirlos en sus seguidores, hasta que trata de "liberar" al capitán Kirk.

El liberarse de todas las experiencias dolorosas, de todos los recuerdos que arengan nuestras lágrimas, de todas las memorias que nos hacen sentir microscópicos sería equivalente a dejar de ser humano. Nuestro dolor y la fortaleza moral con que lo enfrentamos es lo que nos da personalidad, es la base de nuestra consciencia humana.
Mucho se habla de que uno no puede evitar que las cosas pasen (o que no pasen cuando uno quisiera que pasaran), pero uno puede elegir la forma en que se responde ante tales situaciones.
Ante una tragedia cuasigriega uno puede derrumbarse y convertirse en mugrita sedimentaria, o puede uno afrontar los hechos con fortaleza y valentía y salir con el alma renovada y experiencia en la mente.

O puede uno volverse seguidor de Sybok, entregar todo tu dolor y todos tus recuerdos... estee..., "cuestionables" y volverse robot, volverse una especie de mascota amaestrada ante estímulos de felicidad y dolor.

Debe ser bien chirindongo ser Jedi, manejar espada láser, saber dar machincuepas, maromas y volteretas y ser prácticamente invencible. Pero no estoy seguro si ésto valga la pena como para ir por la vida evitando emociones, evitando sufrimientos, evitando el tener que demostrar que uno tiene fortaleza y calidad moral.

Creo que es más interesante tratar de convertirse en un ser humano.

Por cierto, como "The Final Frontier" fue una película hollywoodense, tiene final feliz:
Kirk resiste la "liberación" de Sybok, es ayudado por Spok (como él ya ha suprimido sus sentimientos, no está afectado) y juntos rescatan al Enterprise, destruyen a los malos, salvan el día y colorín colorado, éste cuento ha acabado.

2426.43